martes, 28 de junio de 2011

Tu Boda, Tu Ceremonia – Parte I

¿No te parece que cada vez se le resta más valor a (la que debe ser) la parte más importante de una boda? Son tantos los detalles que se lleva la recepción que puede que ni se piense en también incorporar elementos significativos y personales al evento que los unirá para siempre. Hablo de la ceremonia, cuando compartes tus sentimientos más profundos al frente de tus seres amados y finalmente los declaran marido y mujer. ¿Poca cosa? No lo creo.

Una ceremonia nice no tiene que ser la monotonía y la pesadez hecha carne. ¿Recuerdan la frustración de mi amigo? Si no, aquí está. Se puede construir especialmente para ustedes, incorporándole lo que los representa, “lo que son” como pareja. Si se reúnen con calma con quien los vaya a casar para discutir exactamente lo que les gustaría que suceda, de seguro, hará los cambios para complacerlos.



¿Qué tal si…?

{escogen la música} Si te gusta la marcha nupcial, ta-ta-ta-taaan, ¡súper! Pero si no, desfila con otra música que te recuerde algún suceso entre ustedes. Sé de una novia que mientras caminaba hacia el altar, iba cantándole al novio su canción de amor favorita. En serio, no hay reglas.

{escriben sus propios votos} Insistiré en esto hasta que la cara se me ponga azul. ¿Por qué vas a repetir promesas y sentimientos estándares? Expresa lo que realmente sientes y quieres para la vida que te espera con tu “partner”. Yo tendría que decir algo así: “Mi amor, prometo comerme menos de tus papitas fritas cuando ya las mías se han acabado y me haya quedado con hambre.” (ORP: Gracias por nunca negarme tus papas, por eso te amo).

{hacen parte a la gente que aman} Hay tantas personas que Dios coloca en nuestro camino para dejar huella que uno quiere hacerlos parte a todos. Una buena manera de integrarlos es pedirles que lean una porción bíblica o un poema en medio de la ceremonia.

{te entrega quien tú quieras} Ok, este es un tema delicadito, porque tradicionalmente es papi quien te entrega al que será tu esposo y de seguro él estará esperando llevarse ese honor. Pero si eres como yo que tus padres son divorciados y cada uno aportó significativamente a tu vida de manera individual, ¿por qué no hacer que los dos te entreguen? Sin mentir, supe de una novia que quiso que toda su familia la entregara. Cuando digo "toda su familia" hablo de padre, madre, padrastro, madrastra, hermanos, hermanastros y abuelos. LOOOOVE! Esos son los detalles que hacen que la ceremonia sea perfectamente “tuya”.

Voy a parar aquí porque este post ya se está haciendo muy larguito. Asegúrense de agarrar la Parte–II, mis niñitas lindas.

Si quisieras dejar un dulce comentario de la mejor parte que recuerdas de tu ceremonia, o de cualquier cosa que desees, ¡harás a esta blogueriña muy feliz!

..............................

Foto: Kristin Vining Photography / Style Me Pretty

3 comentarios:

Aivlis dijo...

Hola Karisha!
Estoy totalmente de acuerdo contigo, las bodas personalizadas son las mejores, y las que te quedas con mejor sabor de boda,sobre todo los novios porque está todo a su gusto.

Yo hablé con quien nos casaba y la ceremonia fue tal y como quisimos, tanto en música, lecturas de los amigos, votos,etc. Y nosotros encantadísimos, tuvimos una boda muy emotiva y la gente encantada. Qué mas se puede pedir?

Besos!

Te sigo!

Saludos de....
http://ideasparatuboda.blogspot.com

Aivlis dijo...

Se me olvidaba una cosa!!!

Lo que recuerdo con mas emoción de mi ceremonia....uff son muchos momentos, pero después de los votos, al decir que ya éramos marido y mujer, sonar la canción que habíamos elegido y todo el mundo aplaudiendo.....ainss lo recuerdo y se me pone la carne de gallina.

Besos!

Saludos de http://ideasparatuboda.blogspot.com

Karisha@Ruborosa dijo...

@Aivlis Yeeeiiii que bueno que encontraron la forma de hacer que en su boda se respirara sus personalidades y sobre todo su amor!!! <3

Ya me di la vuelta por tu lado!!! Siempre me encanta conocer a otras chicas boda-obsesionadas. XOXO ;)